HUMOR

Un año de ma/paternidad

Apreciados maifrens,

Hoy hace un año que, ayudada por una ventosa, parí a la Señora de Murcia. Aissss qué recuerdos. Sólo sacarla me la dejaron encima para el piel con piel y alguien me preguntó “¿Quieres darle ya el pecho?” a lo que yo debido al cansancio maternal, a las hormonas y a que soy marichochi de fábrica, contesté “es que he parido justo el día que lo explicaban en las clases preparto, y no se de qué va…”

aidonnou

“Pues la pones en el pecho, y mama” me dijo el camillero rompiendo el incómodo silencio que se formó en la sala de partos. RuyRodrigo, que temía a los servicios sociales, dijo que mejor nos enviaran a una comadrona, que nosotros somos muy de leer las instrucciones hasta del desodorante. Y ahí nos enviaron a una sargento que cogió a nuestra frágil hija como si fuera un pollo deshuesado, y con un seis y un cuatro la tenía succionando.

Teniendo en cuenta que a mi me pusieron más puntos que en un jersey de lana de Paquirrín y que la niña salió más amarilla que un icono de whatsapp, teníamos todo el día en la habitación a enfermeras/pediatras y demás personal que se mezclaba con las visitas que opinaban que la Sra de Murcia se parecía a una tía lejana, a un primo de cuenca o a un antepasado que vivía en las cuevas de Altamira. Y nosotros, con la tranquilidad de tener supervisión adulta médica en todos los menesteres de nuestra hija, vivíamos ajenos a la hipocondría de los padres primerizos, como una familia tranquila y feliz. Bueno excepto por los puntos. Y por las almorranas. Y por la cuarentena. Y por los pezones.

Gracias por este sueño

gracaias

Y no fue hasta que no nos dijeron que nos daban el alta, que no nos dimos cuenta que lo de la paternidad no era tan fácil.

Vamos a estar SOLOS, S-O-L-O-S, ¡¡¡SOOOOOLOOOOSSS!!!

Le decía yo al riplatense como argumento válido para que le pidiera matrimonio a comadrona a las puertas de la jubilación, con el fin de tenerla en casa y que se ocupara de los asuntos maternales mientras yo tomaba apuntes de la Super Nani. Pero RuyRodrigo, que es romántico de piel, no veía mi ‘plan A’ válido. Y allí nos pasamos discutiendo los pros y los contras unas cuantas horas hasta que el pediatra sentenció que la niña había dejado de ser un monigote de los simpsons y que en 10 minutos nos daban el alta. 10 minutos. 10 M-I-N-U-T-O-S

scared

Y sí maifrens, ahí fue cuando por primera vez nos convertimos en PADRES.

Cogimos solos un taxi para ir a casa. Llegamos, el padre novato con la niña como si transportara porcelana china y yo andando cuál Chiquito de la Calzada por las escaleras, con esa risa floja al borde del llanto y del brote ezquizofrénico. Ya cuando nos instalamos, Ruy se cambió de príncipe azul a chacha, como la cenicienta pero en REW, mientras mi misión era pasarme el día con las tetas fuera, una niña en un pezón y el purelán en el otro, oiga, glamour  a radaules. Y venían las visitas. Y opinaban que la niña tenía calor y frío, y cólicos, y gases, y que en la posguerra se daba el pecho sin pezonera, y que si la leche la alimentaba, y que si no alimentaba y que mejor era darle un whopper con queso. Y yo con las tetas fuera intentaba calmar a la cachorra que a partir de la tarde, berreaba en plan “I HATE YOU, MADARFACARS” mientras hasta el vecino del quinto me daba instrucciones de lo que había que hacer para que no llorara.

Y ya, cuando llevábamos una semana, habíamos envejecido dos años bisiestos, perdido la esperanza de vida, teníamos las ojeras de Courtney Love y nos seguía aconsejando hasta el chino de la tienda de veinte duros, nos rebelamos metiendo cuatro mocarros a bocajarro a todo opinólogo de la puericultura que nos encontrábamos por el camino y dejamos de ser unos padres losers, para convertirnos en inestables nivel britney Spears después de pasar por el barbero.

britney

Oye, y mano de santo. Que después de 365 días guiándonos por el instinto, la niña está vivita, gateando y con setecientos intentos de suicido fallidos a sus espaldas.

Así que puedo sentenciar que, después de que haya sobrevivido al primer año sin utilizar ni un consejo de todos los expertos en la ma/paternidad:

NO SE NOS DA TAN MAL.

Besis.

P.D. Maifrens, la semana que viene I’M GETTING MARRIED con al rioplatense, acompañada de los layuntas, los dulces de leche, los maifrens y los maifrens forever. Por ello, esta es la última entrada hasta que vuelva de vacaciones en septiembre. Igualmente os iré poniendo los posts más leídos de la historia del blog cada viernes, para no perder costumbre. Y cuando tenga las fotos de la güeding, os haré un post con las que salga desde un perfil decente y que tengan ochocientos filtros de photshop, OFCOURSE.

Sabéis que me podéis seguir vía instagram @alicialayunta y desde Face en la página Mrs Layunta.

BESIS Y JAPI SAMER!

summer

3 thoughts on “Un año de ma/paternidad”

  1. Felicidades!!!!!
    Enhorabuena por el año de vida, a disfrutar del summer a lot a lot.
    Muchas gracias por tus posts, me parto cada viernes leyéndote.
    Ah, por cierto, yo tengo un peque de 5 y nunca vas a tener la sensación de saber que estás haciendo algo bien… Haz lo mejor que puedas y biguater maifren
    Besis

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s