HUMOR, MATERNIDAD

La Señora de Murcia

Apreciado diario,

Cuando la Señora de Murcia llegó a nuestras vidas, venía con un sistema operativo básico con cuatro funciones:

comer,cagar, llorar y dormir

baby10

Para nuestra desgracia diré que la de llorar era la que tenía más desarrollada y a partir de las 20 horas, como si se le apareciera una teta maligna en sueños, se ponía a llorar que no había pezón, chupete o mecimiento de brazos que la calmara. Pegaba unos berridos que parecíamos un mercadeo negro de órganos infantiles y, en plena ola de calor, teníamos que cerrar la casa a cal y canto para que los vecinos no nos denunciaran a la policía.

Y así cada tarde íbamos de lado a lado con la niña, poniéndola debajo de la campana de la cocina, del secador de pelo o de la lavadora, que se ve que los niños ya no vienen de París si no de Mediamarket y el ruido de los electrodomésticos les recuerda a su vida intrauterina y los tranquiliza.

Totallity que Matilda nos liaba unos chickens, que malvivíamos cada tres horas con el miedo a un drama infantil a flor de piel.

fear

Hasta que cumplió el primer mes y, POR FIN, mi adn pudo llegar hasta sus microneuronas, y la Señora de Murcia desarrolló lo que científicamente se llama:

 “MI VAGUISMO GENÉTICO”

Consistente en irse a dormir  las 23horas y levantarse a las 7 aéme del tirón, que eso para nosotros ya es madrugar nivel “quehehechoyoparamereceresto” y ya hay bastante. Que la vida son dos días y hay que dormirlos.

Y es que se ve que la naturaleza más que sabia es Steve Jobs, y les ha puesto a los niños un sistema iOs que a partir del primer mes va descargando plugins para que recuperes tus ganas de vivir y tu alegría por ser madre.

Después del de dormir, el siguiente plugin que descargó nuestra cigoto fue el de sonreír ol de taim a ol de pípol. Que mi hija no tiene filtro y tanto le sonríe a la vecina de la esquina a la que odiamos y nos tiene una hora contándonos cosas sobre sus nietos, como a un asesino en serie. Que  es muy de caer bien a la gente, y allí está ella enseñando las boca desdentada hasta cuando yo me peleo con los de movistar. Da igual que esté durmiendo, metiéndose la mano en la tráquea o vomitando como la niña del exorcista, siempre tiene tiempo para dedicar su tierna sonrisa.

smile

A esto, maifrens se le llama ser: UN GENIO DEL MARKÉTING

El siguiente pluggin que desarrolló fue el de quedarse embobada mirando la tele. Vale, me gustaría deciros que nosotros somos muy de la estimulación infantil y de apagar la televisión para dedicarnos única y exclusivamente a decirle “aaaajooo” treinta veces al día. Pero la verdad es que a las siete aéme, después de haber mamado, le pongo unos dibujos que son más feos que pegar a un padre y allí la dejo ojiplática sin mover un músculo mientras desayunamos tranquilamente un café con leche y algo de chocolate que nos ayude a superar el día. Que también somos personas y necesitamos un poco de apoyarnos el uno en el otro y de conversación entre adultos del estilo “¿sabes de qué color era la caca de ayer de la niña?” para sentirnos realizados.

También tiene la actualización del LOBEZNO, que le crecen las uñas por la noche como si no hubiera un mañana y me deja las tetas llenas de grafittis.

lobezno

Seguido de el de cagarse por la espalda, dejando los bodis listos para incinerar, el de vomitar todas las tomas hasta que se te ha acabado toda la reposición de ropa limpia, y el de los pucheritos estilo “breik mai jart”, que aquí os dejo una prueba gráfica para que entendáis porqué cuando empiece a hablar le daremos todo lo que pida por esa boquita:

image2

Para nosotros cada mañana es día de reyes y inspeccionamos a nuestro cigoto para ver qué actualización toca para hoy.

Sin ir más lejos, el otro día fui a casa de mis padres  y allí estaban mis sobrinos puestos en fila y con los brazos preparados para que les dejara su jueguete favorito. A lo que yo les dije que primero se lavaran las manos con gasolina y una cerilla, que podía ver las cepas de ébola debajo de sus uñas, y después les dejaría coger a la niña aunque luego me la devuelvan llena de mocos pegados.

Y fue entonces cuando pudimos ver que la Señora de Murcia inauguraba una nueva actualización que no teníamos contemplada: la de hacerse la muerta. Que como sabe que cuando está durmiendo no la pueden molestar, a la que oye ruidos cierra los ojos como si acabara de tener un fallo multiorgánico y cae en peso muerto en el maxicosi. Cierra los ojos y hasta me atrevería a decir que deja de respirar. Y no es hasta que oye que los gritos se alejan corriendo por el pasillo, que espera unos segundos y vuelve a la vida haciendo monerías a los adultos, que son su público objetivo.

baby 3

Eso sí, siempre acompañadas de UNA GRAN SONRISA.

Y es que aunque quede feo decirlo, lo mío no es una hija

EL STEPHEN HAWKING DE LA PUERICULURA.

Besis.

4 thoughts on “La Señora de Murcia”

  1. Jajaja me parto de risa!! Qué graciosa eres y q bien lo cuentas, yo estoy ahora con la actualización de los dos meses que es la chupadora compulsiva de priones, me los va a dejar que igual tengo q pedir permiso a Urbanismo porque llegan hasta la calle. Me encanta tu blog :))

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s