Sin categoría

Miércoles, again

Apreciado diario:

Me paso las vacaciones en casa de mis padres, viendo los JJOO, disfrutando del sorraunder y el aire acondicionado.

Para intentar que no se atrofien los músculos postrados en el sofá, y teniendo el argentino un leve constipado por el aparato de la refrigeración, esta mañana he decidido llevármelo a hacer turismo por el barrio.

-¿Ves esa tienda de todo un euro? Antes se llamaba de veinte duros.

-¿Y esa tienda de frutas? Antes era mi instituto.

Con el sol abrasándonos la coronilla, y el calor pegándose a la piel, nos disponíamos a volver a casa cuando nos hemos tropezado con…

(MÚSICA DE SUSPENSE)

¡LOS DE MI GENERACIÓN, LA GENERACIÓN JASP!

Todos estaban en el barrio que nos vio crecer, algunos (como yo) por no poderse permitir unas vacaciones de más de dos paradas metropolitanas, otros porque nunca pudieron independizarse.

Después de tomar unos tintos de verano recordando viejos tiempos, y tratando de contarle al argentino un sinfín de anécdotas, mi conversación fue interrumpida por mi madre, que me llamaba para decirme que la comida se estaba enfriando en la mesa.

Entre los JJOO, el turismo por el barrio, encontrarme con viejas camaradas, y la llamada de mi madre, en ese momento sufrí….

UNA REGRESIÓN A MI INFANCIA…

Querido diario:

Me levanto con la energía exacta para ponerme delante del televisor. Malas noticias: Marco aún no ha encontrado a su madre.

Con la tristeza que te deja en el cuerpo el ver a un niño huérfano, me visto con la ropa que mi madre me ha dejado preparada para no llegar tarde al cole.

Afortunadamente para mi integridad física, la palabra “bulling” aún no existe en nuestro vocabulario.

Después de ponerme el modelito heredado de algún primo que vivió su infancia en la guerra civil, me voy al cole a estudiar EGB.

El día transcurre tranquilo: Un par de ejercicios de pintar dentro de la raya y recito el abecedario.

Más tarde, habiendo pasado un día de duro de estudio, vuelvo a casa con picor en la cabeza: malditasea, ¡PIOJOS!

Mi madre, que es un genio, me lava el pelo con vinagre y los extermina a todos.

A media tarde me debato entre hacer los deberes o jugar a la Súper Nintendo.

Intento tomar la decisión entre el ocio y el deber, con madurez:

Gana la SUPER NINTENDO…

Mientras lucho contra mi propio cuerpo para no tener ataques epilépticos por las horas que llevo delante del televisor, oigo a la voz de mi madre gritar a lo lejos del pasillo:

–   A cenaaaarrrr

Me hago la sorda.

A la segunda llamada viene a buscarme Sean Connery con cara de cabreo.

Ipsofactamente voy a cenar.

En la tele están dando “Lo que necesitas es amor”

Mi madre me manda a la cama en el segundo morreo.

No hago caso.

Sean Connery levanta la mirada.

-Buenas noches.

Me lavo los dientes, me pongo el pijama y me pongo en la cama.

Una vez ya estoy dentro, me duermo pensando…

…Afortunadamente, nadie puede contestarme…

1 thought on “Miércoles, again”

  1. I actually do think about all the ideas you might have introduced on the write-up. They are really effective which enable it to certainly operate. Nevertheless, the actual posts are very quick for freshies. Might just you desire increase these folks somewhat out of subsequent moment? Just publish.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s